Entradas

Entrevista con Chris Hillman, un músico de altos vuelos, por Maricarmen Moratalla

Chris Hillman no se prodiga demasiado por estos lares. Es por esto que acceder a él y obtener sus respuestas en primera persona, aunque breves, adquiera cierta relevancia.

El pasado mes de noviembre se publicaba su autobiografía, Time Beetwen, My Life As A Byrd, Burrito Brother, And Beyond. En ella, el músico hace un profundo repaso a su vida. Desde su infancia feliz en un entorno rural en Rancho Santa Fe, California, pasando por el trágico suicidio de su padre en su adolescencia y su trayectoria musical por las diferentes bandas hasta la actualidad.

El autor no solo habla de su música, sino que nos desvela pasajes importantes e íntimos de su vida personal. El suicidio de su padre le marcaría gran parte de ella, condenándolo a vivir con un estado de ira permanente, propinando más de un puñetazo a quien le llevara la contraria.

Aunque su primer instrumento sería la guitarra, lo suyo con la mandolina fue un flechazo, ya que le apasionaba el folk y el bluegrass, siendo estos sus comienzos en The Scottsville Squirrel Barkers. Tras ver de manera casual a The Beatles en el show de Ed Sullivan, supo que quería ser como ellos. Este hecho le cambiaría la vida, llegando a alcanzar fama mundial como bajista de The Byrds, aunque su carrera iría mucho más allá de esta banda.

Aquél joven extremadamente tímido de pelo rizado salvaje, al que sometían a sesiones de peluquería de cuarenta minutos para alisar su cabello en su etapa Byrds, prácticamente en vano, ya que la humedad de California lo devolvía, casi al instante, a su estado natural, también era un apasionado de los caballos, las motos, el surf y el karate.

Sin embargo, su timidez no le impidió ser bastante decidido a la hora de despedir a compañeros de banda, como haría hasta en dos ocasiones con Gram Parsons e incluso con el propio David Crosby.

Descubridor de Buffalo Springfield y de Emmylou Harris, a los que vio tocar en clubs de moda, Trobadour y Clyde´s respectivamente, no dudó en recomendarlos y lanzar sus carreras.

En 1998, estando en lo más alto, le sobrevino, de manera inesperada, la enfermedad. Una hepatitis C, la cual contrajo, al parecer, en la época de The Flying Burrito Brothers al hacerse un tatuaje en su antebrazo. El tratamiento con interferón lo dejó muy débil y casi al borde de la muerte. A causa de esta debilidad le tuvo que hacer frente también a una tuberculosis que había estado latente desde la gira de The Byrds en Sudáfrica y que dejó muy mermada su ya frágil salud. Gracias a su profunda fe en Dios, siempre presente en su vida, pudo superar esto y otros reveses, permitiéndole perdonar a su padre y a sí mismo.

A sus 78 años, ha conocido el cielo y el infierno, pero siempre tuvo muy claro que sus pilares fundamentales han sido su familia, especialmente su esposa Connie, y sus amigos, quienes lo salvaron en más de una ocasión de situaciones personales complicadas. De todos ellos disfruta actualmente en su casa en Ventura, California.

En el libro asistimos a la transformación del chico tímido en un adulto capaz de liderar su propia banda, un músico muy disciplinado que se convertiría en el creador del género country-rock. Nunca imaginó lo lejos que llegaría, simplemente, le apasionaba la música, sin pensar en el dinero o el estrellato. Como él bien dice: “de lo que se trataba siempre era de hacer música”

 

 

 Te tomó siete años escribir tu autobiografía y, su título, Time Between, fue la primera canción que escribiste. Supongo que lo elegiste haciéndole un guiño. ¿Cómo ha sido este profundo viaje en el tiempo? ¿Has descubierto o aprendido algo nuevo sobre ti?

Quería utilizar el título de una de las canciones que hubiese escrito y puesto que esta fue una de las primeras parecía encajar bien. Escribir el libro me trajo muchísimos recuerdos y quería dejar mi historia para mis hijos y nietos, así como dar un relato preciso de la historia de los grupos en los que he estado.

He aprendido que realmente disfruto escribiendo.

Jim Dickson estaba intentando encontrar alguien que tocara el bajo para The Jet Set, cuyos miembros eran Jim Mc Guinn, David Crosby Gene Clark. Aceptaste enseguida aunque nunca habías tocado ese instrumento y esta sería la semilla de The Byrds. ¿Tuviste algún sentimiento especial que te llevó a aceptar este reto que cambiaría tu vida para siempre?

Los había escuchado cantar en un ensayo y enseguida supe que quería formar parte de ese grupo.

 The Flying Burrito Brothers, qué gran banda y qué maravillosos “Nudie  suits”. Debo confesar que siento especial debilidad. ¿Cómo fue para ti trabajar de manera tan opuesta entre la primera formación de los Burritos (como dices en el libro, los más raros, locos y divertidos personajes) y The Desert Rose Band, con músicos y cantantes muy cualificados y con una actitud muy profesional?

Después de ser un miembro fundador de The Byrds y haciendo giras con mucho éxito, el modelo de negocio de The Flying Burrito Brothers fue muy desorganizado y económicamente un desastre.  El grupo duraría dos años solamente. Mientras que, The Desert Rose Band alcanzó gran éxito en las listas de country, fuimos organizados financieramente y duraría ocho años aproximadamente.

 

 Algunas de las giras con The Byrds también fueron un completo desastre (Inglaterra, Sudáfrica), en parte debido a algunos mánagers conflictivos que tuvisteis, pero no puedo resistirme a preguntarte acerca de la gira en tren con los Burritos. He visto algunas imágenes en el documental sobre Gram Parsons, Fallen Angel, y no deja indiferente, con muchos ingredientes como alcohol, pastillas, partidas de póker. ¿Me podrías decir algo de esta gira y en general, como ha sido tu experiencia en ellas?

El “train tour” fue inicialmente una idea interesante, pero económicamente una muy mala decisión, ya que todos los gastos serían cargados a nuestra cuenta con la discográfica. No duró más de una semana. El mito de la gira en tren es mucho mayor de lo que de hecho fue.

Gram y tú compartíais  el amor por la música country y la tristeza por la muerte de vuestro padre en similares circunstancias cuando ambos erais jóvenes. Formasteis un gran equipo escribiendo canciones, como Sin City y Devil In Disguise, pero se convirtió en una persona indisciplinada e impredecible. También escribiste algunas joyas con Roger Mc Guinn y Stephen Stills. A lo largo de los años, ¿quién fue para ti el mejor compañero escribiendo canciones? ¿Con cuál te sentías más cómodo?

Es muy difícil decir quién fue el mejor compañero con el que escribí. Todos aportaron su propio talento compositivo a las canciones. Steve Hill y yo hemos estado componiendo juntos alrededor de treinta años, comenzando en la Desert Rose Band.

No podemos pasar por alto un acontecimiento muy importante en la historia de la música: la primera vez que viste a Emmylou Harris tocando en el club Clyde´s en Georgetown y le insististe a Gram Parsons para que se pusiera en contacto con ella. El resto es historia.

Sí, la historia de cómo encontré a Emmylou está al completo en mi libro.

La disciplina ha sido la clave de tu éxito y siempre fuiste muy decidido a la hora de cambiar de una banda a otra. Habiendo estado inmerso en tantos proyectos interesantes (Manasas, The Souther-Hillman-Furay Band, Mc Guinn, Clark & Hillman), ¿cuál dirías que ha sido el mejor para ti?

Todos ellos tuvieron su propia experiencia positiva en mí. The Byrds siempre tendrán el legado más grande y The Desert Rose Band siempre será el grupo donde lideré la banda y escribí y canté en los “hit singles”

 Finalmente llegaron el reconocimiento y los premios a tu carrera. Muchas nominaciones, tres veces ganador del los premios ACM, y un reconocimiento sobresaliente cuando The Byrds fueron incluidos en el R&R Hall Of Fame. Sin embargo, a veces esto no fue acompañado con venta de discos. ¿Qué importancia han tenido los premios y la venta de discos en tu carrera?

Es muy agradable recibir premios, pero no son la razón por la que uno hace música. La venta de discos y la difusión en la radio son esenciales para que la carrera de un músico pueda continuar.

La gira por el 50 aniversario de Sweet Heart Of The Rodeo, la cual obtuvo mucho éxito, fue como un regalo para ti y la mejor terapia para superar duros momentos de tu vida: la pérdida de tu hermana, la de tu amigo Tom Petty, el fuego de tu casa, por nombrar algunos. Sin embargo, tras su lanzamiento, fue muy criticado por los puristas de la música country. Por otro lado, muchos años más tarde, se convirtió en un álbum de culto. ¿Qué piensas sobre este hecho? Y, aunque ya aceptaste tu etiqueta de músico de country-rock, ¿Cómo te sientes siendo considerado un pionero de este género?

Muchas veces la música no es apreciada por los críticos en un primer momento, así que un artista avanza y continúa. Es genial que la gente siga disfrutando de ese álbum, aunque no es mi favorito entre los que he grabado.

Me siento honrado de que la gente me considerara un pionero, tocar bluegrass en mi adolescencia y ver como se cierra el círculo es muy especial para mí.

 Le comentaste a Tom Petty que Biding My Time sería tu último trabajo en solitario. Sin embargo, te animó a seguir grabando con él y tenía algunos proyectos en mente para ti. Desafortunadamente, esto ya no será posible. Aparte de tu libro, ¿estás planeando grabar algún material nuevo? ¿Cuáles son tus proyectos en estos tiempos pandémicos?

En este momento no tengo ningún plan para grabar otro álbum, pero estoy desarrollando ideas para otro libro.

 

 

“Tom Stevens, in memoriam”, por Maricarmen Moratalla

El pasado 24 de enero nos dejaba a la edad de 64 años Tom Stevens, bajista de The Long Ryders, de manera repentina. Como músico, poco queda por decir. Así lo demuestran sus trabajos, aparte de los Ryders, con otras bandas como Magi, en solitario y con otros artistas como Gene Clark y Carla Olson con los que tocó como contrabajista.

Es por eso que quisiera resaltar su faceta personal. Desde 2016 mantuvimos un contacto estrecho vía email y pude compartir algunos días en Cádiz y Huelva durante la gira española de The Long Ryders en 2019.

Cuando me puse en contacto con él para un trabajo sobre la banda, me dijo que se sentía feliz de poder contestar a una serie de entrevistas. A pesar de ser un hombre muy ocupado, involucrado en numerosos proyectos, siempre buscaba un hueco para responderme, diciéndome que no dudara en preguntarle cuánto necesitara.

Analizando sus canciones, descubrí que era un apasionado de la poesía, concretamente de la generación Beat. Este hecho queda plasmado en algunas de sus letras, en las que hace mención a estos poetas. Sus composiciones tienen, precisamente, ese estilo, un carácter poético, mostrando una especie de tristeza con connotación positiva, como en alguna ocasión se ha reseñado.

Comparado con George Harrison, opinaba que, quizás, en los primeros discos esto era más acertado, pero que ya en el último, “Psychedelic Country Soul”, contribuía con varios temas. Se sentía halagado con dicha comparación, así como orgulloso de tener su propia página en Wikipedia, de reciente creación.

Sólo tengo palabras de agradecimiento. En el poco tiempo que pude compartir junto a él, me di cuenta de que era un tipo muy entrañable. Adoraba a su familia, me contaba lo duro que era estar de gira en los años 80 por la dificultad que suponía mantener el contacto. Nada más verlo percibías que era un hombre bueno, amable y generoso. Mitad sensibilidad, mitad energía, mostrando ésta última en su manera de tocar, sobre todo en sus solos de guitarra que no dejaban indiferente. Le gustaba España y me mostró su deseo de volver pronto con The Long Ryders o en solitario.

Mención especial merece una de sus facetas menos conocida, la de escritor. En alguna ocasión me contó lo diferente que era escribir una canción a un libro. Su novela “Ups and Downs” está disponible en Amazon Kindle y existen un par de libros sin publicar, siendo la intención de su esposa, Elaine, hacerlo para que podamos disfrutar de su escritura. En su blog también podemos encontrar algunas de sus poesías llenas de sensibilidad.

Recientemente, me puso en contacto con una persona que me podría ayudar en mi proyecto y me quedó pendiente contarle al respecto. Aún hay días que voy a escribirle un correo, como si nada hubiera sucedido y me enfrento a la realidad, cuesta creerlo. Te echaremos mucho de menos, querido Tom. Tu música y tu poesía ya han alcanzado otra dimensión. Muchas gracias por todo. Descansa en paz.

Maricarmen Moratalla

Tom Stevens y The Long Ryders visitaron el programa Campus Rock del Servicio de Extensión Universitaria del Vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz el 5 de noviembre de 2019. La foto de Julián Ochoa que figura en este artículo procede de aquel concierto.

 

turores del rock

Tutores del Rock. Presentación

El Servicio de Extensión Universitaria del Vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz puso en marcha en 2013 el subprograma Tutores del Rock, incluido en el bloque Cultura Andaluza en Red, asociado a su ciclo Campus Rock y desarrollado en el marco del Proyecto Atalaya, con el patrocinio de la actual Secretaria General de Universidades, Investigación y Tecnología de la Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía.

Patricia

La periodista musical Patricia Godes intervino en el programa Tutores del Rock

El martes 2 de junio de 2020, el Servicio de Extensión Universitaria del vicerrectorado de Cultura organizó un nuevo encuentro online en directo (18.30 horas) con la periodista musical Patricia Godes, con el tema “Las mujeres de la Movida” en  Tutores del Rock.

El acceso a esta actividad en directo se realizó a través de la página de Facebook, Amigos de Extensión Universitaria Universidad de Cádiz  y a través de nuestro canal  de Youtube del Servicio de Extensión. Universitaria.

Patricia Godes, nacida en Castellón,  es una de las firmas más prestigiosas del periodismo musical español, especializada en cultura popular, tendencias y música. Comenzó a publicar en la prensa musical antes de cumplir veinte años y fue pionera en la defensa de la música afroamericana y las nuevas músicas de baile. Ha trabajado en radio, televisión y prensa escrita de la mano de medios como Radio Nacional de España, RadioTelevisión Española, M21 Radio, El País, Vibraciones, Rockdelux o Rolling Stone.

Godes, es autora de varios libros entre los que se incluyen “Moda y Rock” (1995), “Guía esencial del Soul” (1995), “Michael Jackson” (2009), junto su hermano Ramón Godes, “Alaska y los Pegamoides. El año en que España se volvió loca” (2013), “Aviador Dro. Anarquía científica” (2019) o el reciente “Guía del Madrid de la Movida” (2020) junto a Jesús Ordovás.

El contenido está disponible tanto en la página de Facebook, Amigos de Extensión Universitaria Universidad de Cádiz , así como en el canal de Youtube del Servicio de Extensión Universitaria del vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz y en la web de Tutores del Rock del Proyecto Atalaya.

Tutores del Rock, es un programa coordinado por el Servicio de Extensión Universitaria del vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz en el marco del Proyecto Atalaya, financiado por la  Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía.

Líneas Paralelas

El periodista musical Xavier Valiño presentó su bibliografía en el programa Tutores del Rock

El jueves 21 de mayo de 2020, el Servicio de Extensión Universitaria del vicerrectorado de Cultura organizó un nuevo encuentro virtual en directo (18.30 horas) con el periodista y crítico musical Xavier Valiño,  quien presentó su bibliografía reciente en Tutores del Rock, a través de la página de Facebook, Amigos de Extensión Universitaria Universidad de Cádiz  y a través de nuestro canal  de Youtube del Servicio de Extensión Universitaria.

En los años sesenta el rock empezó a considerar al LP como una superficie adecuada para plasmar el concepto estético de los artistas, convirtiéndose en un simbólico lienzo en blanco a la espera de ser llenado de significados, con audaces combinaciones de tipografía, fotografía e ilustración que desarrollaron un imaginario estético inédito. Todo ello contribuyó a un gran cambio en la toma de conciencia visual, dando paso a la época gloriosa del diseño de portadas, cuando se buscaba impactar con envoltorios elaborados, permitiéndose una cierta indulgencia para la que casi no existían límites. El punk rompió con las reglas no escritas hasta entonces. Fue el cambio de formato del LP al compacto, menos vistoso y menos proclive al lucimiento, el que puso fin a los años dorados. Esa historia, con sus artífices, es la que documentan profusamente las páginas del libro “Líneas paralelas”. 50 portadas esenciales del rock  (2019). Este libro es como la segunda parte de este otro  “La cara oculta de la luna”. Las 50 portadas esenciales del rock  (2016). Y a su vez los dos son el resultado de su trabajo de investigación sobre este otro publicado hace 10 años  “Veneno en dosis camufladas (La censura en los discos de pop-rock durante el franquismo)” (2012), publicados todos en Editorial Milenio.

la cara oculta de la luna

Xavier Valiño  es un periodista español y crítico musical (comentarista musical o simple comunicador antes que crítico​) de rock y pop que colabora en distintos medios de comunicación españoles cubriendo temas musicales, cinematográficos y de viajes. En su papel de investigador y arqueólogo musical ha publicado diversos libros.

Valiño ha venido colaborando desde finales de los años 70 en distintas revistas musicales (Ruta 66, Efe Eme, Mondo Sonoro, Zona de Obras), periódicos (Diario Vasco, La Voz de Galicia), emisoras de radio (Radio Gallega) o programas de televisión (Banda curta). Relacionado con su labor como investigador y arqueólogo musical, ha participado en diversos congresos y conferencias, ha sido comisario de exposiciones y ha coordinado ciclos en distintos festivales de cine, además de mantener dos portales web: ultrasonica.info y similarrock.com

Veneno

El contenido estará disponible tanto en la página de Facebook, Amigos de Extensión Universitaria Universidad de Cádiz , como en el canal de Youtube del Servicio de Extension Universitaria del vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz.

Tutores del Rock, es un programa coordinado por el Servicio de Extensión Universitaria del vicerrectorado de Cultura de la Universidad de Cádiz en el marco del Proyecto Atalaya, financiado por la  Consejería de Economía, Conocimiento, Empresas y Universidad de la Junta de Andalucía.

 

Eric Jimenez

Eric Jiménez presenta su libro “Cuatro millones de golpes: La insólita y emocionante historia del batería de Lagartija Nick y Los Planetas”

Eric Jiménez presenta su libro “Cuatro millones de golpes:La insólita y emocionante historia del batería de Lagartija Nick y Los Planetas”  (Plaza & Janés; 2017) en Tutores del Rock, programa organizado por el Servicio de Extensión Universitaria del Vicerrectorado de Responsabilidad Social, Extensión Cultural y Servicios de la Universidad de Cádiz en el marco del Proyecto Atalaya. El acto tuvo lugar el 13 de diciembre de 2018 en el Edificio Constitución 1812.

 

Concierto de The Posies en Campus Rock de Cadiz

Concierto de The Posies en Campus Rock de Cádiz

Los norteamericanos The Posies regresaron a Campus Rock Cádiz de la mano de su gira de treinta aniversario. El grupo comandado por Ken Stringfellow y Jon Auer es una de las más populares formaciones de power pop nacidas con el amanecer de los años noventa, un cetro en el que comparten honores con nombres como Matthew Sweet o Teenage Fanclub

The Weds en Campus Rock de Cadiz

Concierto de The Weds en Campus Rock de Cádiz

The Weds telonearon a The Posies el 2 de octubre de 2018 en Campus Rock Cádiz de la mano de un directo  que bebe de influencias como The Jayhawks, Ocean Colour Scene, Rolling Stones, Paul Weller o Ben Harper. Sus canciones hablan de la rapidez con la que pasa el tiempo, de las relaciones personales o de saborear momentos especiales. El grupo de Puerto Real lleva algunos años desfilando por los escenarios de la provincia de Cádiz y tiene varios discos en el mercado.

Ignacio Juliá en Tutores del Rock

Ignacio Juliá presenta su libro “Lou Reed. Catálogo irracional”

Sesión de Tutores del Rock en la que el crítico musical Ignacio Juliá presenta su libro “Lou Reed. Catálogo irracional” (2015). Un ensayo de biografía a través de la obra del músico y poeta neoyorquino y una suerte de diario personal de quien le ha seguido desde los años setenta.  El artista a través de sus canciones; el hombre atrapado en el animal de rock’n’roll.

Waterloo

Presentación del libro “The Kinks. Atardecer en Waterloo” de Manuel Recio e Iñaki García

Sesión de Tutores del Rock a cargo de Manuel Recio e Iñaki García en el que presentan su libroAtardecer en Waterloo, una excelente biografía sobre el legendario grupo The Kinks.